jueves, 14 de noviembre de 2013

De la rambla al cargadero

Salimos de Las Casillas en dirección a la rambla de Cela, una vez en la rambla, cogemos dirección Cela. En nuestra subida iremos admirando unos terrenos hechos a base de la frotación de las aguas que en otros tiempos bajaron por esta rambla. Continuamos por la rambla hasta Canalito Sur, desde allí cogeremos por el camino nuevo de Canalito hasta llegar a la estación ferroviaria de Tíjola. Cuando lleguemos a ella, cogeremos el camino de la finca de Algaida y una vez en ella iniciaremos nuestra marcha por la vieja vía del tren. Por ella iremos pasando por distintas cortijadas y anejos del pueblo de Tíjola. Por ella llegaremos hasta la pedanía de Los Canos en Serón y desde ella continuaremos por la antigua vía hasta llegar al antiguo cargadero de Los Canos. Allí encontraremos un viejo monumento que hace unos años era la vida y el trabajo de la comarca, pues era donde llegaba todo el mineral a través de un cable que bajaba de las antiguas minas de hierro que había en las Menas donde había más de 2500 personas trabajando en dichas minas, desde allí continuaremos por un trozo de rambla que nos lleva hasta la canal del río Almanzora a la altura de la pedanía de Canata, también de Serón. Desde allí iniciaremos el regreso por el río hasta llegar de nuevo hasta Armuña, a la que entraremos por la piedra La Lacha y desde allí llegar a la entrada del pueblo, donde habremos finalizado el sendero.

Este es un sendero para fortalecer las piernas y hacer bastante ejercicio con una dificultad aceptable para cualquier persona con una buena condición física. Es un sendero llano, pero duro para las piernas por la cantidad de terreno que hay que andar, pero es gratificante porque encierra zonas que en el pasado fueron la vida de la comarca. 

FAUNA

La fauna que encontraremos en este sendero en su mayoría es de animales domésticos porque la cercanía con los pueblos hace que la mayoría sea así. Pero, a pesar de todo, encontraremos algunos zorros y algún jabalí. Los reptiles son la fauna más amplia que nos encontraremos, con culebras de distintas variedades, lagartijas, lagartos, etc. También encontraremos bastantes insectos como mosquitos, abejas, avispas, mariposas, etc.

FLORA

La flora en este sendero es más de tipo secano por ser un sendero por el que antiguamente circulaban máquinas que impedían el desarrollo de un arbolado grandioso, pero en la primera parte, que es la más dañada por el paso de los trenes, encontraremos árboles de cultivo como el olivo y el almendro junto con alguna parra. También veremos retamas y mucho matorral de monte bajo. En la segunda parte del sendero, cuando estamos regresando, la cosa cambia y aparte de los árboles de la primera parte y la escasez de vegetación, aquí nos encontramos con que a ambos lados del río nos acompañan dos hileras de alamedas compuestas de chopos de distintas variedades y tarales hasta el mismo final del sendero.

DIFICULTAD BAJA. DISTANCIA: UNOS VEINTICUATRO KILÓMETROS. DURACIÓN: CUATRO HORAS Y 25 MINUTOS*.

(*Tiempo empleado por Emilio Ramón Navarro y José Antonio Serrano).

Fotografías del sendero



El chacho en la antigua vía de Lorca a Baza y Águilas


Vista de una antigua señal mecánica de la línea de ferrocarril


La señal mecánica junto a la vía y un hito del cable de fibra óptica de RENFE


El cargadero de Los Canos y la vía verde de Serón


José Antonio Serrano en Los Canos

Créditos fotográficos
  • Fotografías pertenecientes al Archivo de la Armuña Geographic Society.
[ÚLTIMA EDICIÓN: 12 de marzo de 2017, por José Antonio Serrano Navarro]

No hay comentarios:

Publicar un comentario